noticias

C.S.I.R.

“La Lepra es como los buenos vinos, más años es más calidad”

La nueva entrega de “Me voy corriendo a ver que escribe en mi pared…” es temática. Dedicada íntegramente a Los Caudillos que le hacen el aguante al CSIR desde todas las latitudes de Mendoza.

Desde 1913 la PROVINCIA es nuestra

La Lepra es como Dios, está en todas partes (pero si se hace visible). Cuando los fundadores de Independiente Rivadavia idearon a nuestro Club hace más de un siglo, pensaron en un proyecto grande y ambicioso. Un Club más que grande, GIGANTE, con hinchas en todos los rincones de suelo mendocino. No un “Club de Barrio”, ni una moda pasajera; una institución (con todas las letras) que logra la trascendencia del tiempo y de los resultados parciales.

Aquellos pioneros estaban ligados a la Industria Vitivinícola. Los primeros hinchas y socios eran parte de algún engranaje de la Producción de la Vid, la economía principal de Mendoza. La Pintada Leprosa de esta semana llega desde Vista Flores, Departamento de Tunuyán, lugar de grandes Vinos.

Allá, como en cada departamento de nuestra provincia, hay Caudillos que ríen y lloran por los Azules del Parque. Han pintado un mural fantástico, con los “Portones del Parque” y nuestro glorioso escudo. Para que nadie tenga dudas, acá en Vista Flores se aprende a amar a La Lepra.

El vino bueno lleva su tiempo. Leprosos de toda Mendoza, sepamos esperar. Los momentos de gloria van a Volver. Confiemos y el Vino se va a multiplicar. Creamos y la Sangre Azul convertirá en Realidades nuestros viejos sueños.

 

Agradecemos las imágenes tomadas en el Valle de Uco por estos leprosos que merecían ser reconocidos, ya que su esfuerzo y amor al Club se ven multiplicados por la distancia.

 

Algunas imágenes de la confección y las perspectivas de esta símbólica pintada: